25 de febrero de 2021

Playa del Postiguet, año 1949 - Alicante - España

 


Niños Madrileños del Colegio "Virgen de la Paloma" en la Playa del Postiguet, año 1949
Foto: Eugenio Bañón

El Colegio-asilo de Nuestra Señora de la Paloma fue proyectado para trasladar el Asilo de San Bernardino, de niños huérfanos y ancianos, que estaba situado en un antiguo convento en el barrio de Moncloa y no ofrecía condiciones adecuadas de espacio y salubridad. Del proyecto​ se encargó en 1901 el arquitecto municipal Francisco Andrés Octavio, más conocido por ser también el autor, junto con su colega José López Sallaberry, del proyecto de remodelación urbana que dio lugar a la apertura de la Gran Vía. Ese mismo año el Estado entregó al Ayuntamiento de Madrid los terrenos de la Dehesa de la Villa, cediendo en usufructo parte de ellos para la ubicación del Colegio-asilo.

El proyecto preveía la construcción de 12 pabellones para dormitorios, aulas y talleres, un enorme pabellón central de arquitectura en hierro para comedor, una monumental iglesia, un convento para las religiosas que habrían de encargarse de la intendencia y otros pabellones para servicios diversos (enfermería, lavandería, etcétera).

Las obras comenzaron en 1905, financiadas mediante un importante legado de la Marquesa de Vallejo, un millón de pesetas, más medio millón donado por la Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Madrid y sucesivas asignaciones por parte del Ayuntamiento. El presupuesto, no obstante, no fue suficiente para llevar a cabo el proyecto completo, y sólo fueron construidos 6 pabellones gemelos, el comedor, la enfermería, el pabellón de monjas y el de servicios de lavandería y otros.

El 19 de julio de 1910 se efectúa el traslado de los acogidos en el Asilo de San Bernardino y el Colegio-asilo de Nuestra Señora de la Paloma comienza a funcionar.

En el periodo comprendido entre 1910 y 1936 se acometieron varias mejoras de construcción: una tahona, varios pabellones de talleres y el cerramiento de obra de todo el recinto.

Durante los años de la guerra civil, todos los edificios sufrieron considerable deterioro a causa de los bombardeos del ejército del General Francisco Franco. Una vez acabada la guerra, entre 1941 y 1953, se procedió a su reconstrucción gradual, aunque algunos de ellos (la enfermería, los talleres y el pabellón de monjas) fueron demolidos definitivamente.

Se acondicionó primero el antiguo pabellón de comedores, donde de inmediato fueron ubicadas las enseñanzas de la Escuela Ramiro Ledesma. A continuación se remodelaron el resto de pabellones no demolidos y se ocuparon los amplios espacios intermedios, añadiendo cubiertas en diente de sierra, para montar nuevos talleres de Mecánica, Electricidad, Artes Gráficas, Automoción, etcétera. Las obras de reacondicionamiento de todo el recinto se completaron construyendo la zona de administración, una capilla de nueva planta y el patio de banderas, y rehabilitando los campos de deportes y los jardines.

En 1954 se acometió una importante obra de ampliación, que incluyó la construcción de un pabellón en forma de media estrella para los nuevos comedores y de una residencia para los miembros de la Congregación Salesiana encargados de la disciplina.




Cerámica Borja, años 60 - Alicante - España

 


Interior de la Cerámica Borja, años 60
Foto. Eugenio Bañón


23 de febrero de 2021

Venta de botijos en Santa Faz - Alicante - España


   Venta de botijos y alfarería en Santa Faz - Alicante - España
Foto: Eugenio Bañón 

Venta de botijos y alfarería en Santa Faz - Alicante - España
Foto: Eugenio Bañón 

Venta de botijos y alfarería en Santa Faz - Alicante - España
Foto: Goyo 


19 de febrero de 2021

Casa Alberola, año 1967 - Alicante - España

 


Casa Alberola, año 1967 aprox. - Alicante - España
Foto: Eugenio Bañón


Imagen antigua de la Casa Alberola, antes de su partición - Alicante - España


17 de febrero de 2021

Cine Ideal 1963 - Alicante - España

 


Promoción a las puertas del Cine Ideal de la película
"Un gángster para un milagro"
Foto. Eugenio Bañón, 1963 



Cartel de la película


Fragmento de la película